5 trucos para la organización de armarios pequeños

Llega el verano y el buen tiempo, y también el momento perfecto para reorganizar los armarios y cajones de nuestro hogar. Pero este trabajo, a priori simple, puede convertirse en un auténtico quebradero de cabeza: a veces no tenemos espacio suficiente para guardar y organizar todo como nos gustaría. Este problema se acentúa si hablamos de la organización de armarios pequeños.

Hoy, desde Geteco queremos darte algunos consejos para que los armarios pequeños no sean un problema. De hecho, si algo aprenderás con estos trucos, es a optimizar y a sacar el máximo partido a tu espacio.

Los secretos de la organización de armarios pequeños

Existen muchos trucos para aprovechar el espacio de armarios y cajones, incluso si éstos son pequeños. Además de ganar espacio, también tendrás a la vista la mayor parte de tus prendas, lo que es práctico y cómodo. Al final, el objetivo es que el espacio trabaje a nuestro favor y no al revés.

Estos son los 5 tips que te proponemos para ordenar tus armarios pequeños:

  1. Aprovecha los recovecos y las partes altas y bajas

    La organización de armarios pequeños es todo un arte que requiere, entre otras cosas, plantearte una nueva visión, más amplia, del espacio del que dispones. ¿Por qué no aprovechar ángulos perdidos? ¿Cómo puedo aprovechar al máximo la parte baja del armario? ¿Qué puedo poner arriba?

    Por supuesto, el orden siempre es importante pero en la organización de espacios pequeños todavía lo es más. Si tu armario no es un “cuadrado” perfecto acabas de encontrarte con un auténtico regalo: coloca unas baldas o unas barras y así podrás aprovechar esos huecos perdidos. ¿Y qué decir sobre las partes baja y alta del armario? Son perfectas para guardar mantas, zapatos o cajas. Haz un croquis y aprovecha el espacio al máximo.

  2. No tengas miedo a ser creativo

    Construir un colgador de pañuelos o sujetadores, o crear un zapatero en la parte de abajo del armario (con una barra de ducha cortada, por ejemplo) son pequeños esfuerzos, asequibles en precio y en tiempo, con los que abrirás un nuevo camino en la organización de armarios pequeños.

    Reutilizar las perchas es otra opción: en muchas de ellas puedes poner dos prendas (por ejemplo, un pantalón y una camisa, o varias camisas). Como ves, es sencillo y, aunque no lo parezca, ganarás mucho espacio.

  3. ¡Fuera maletas! ¡Bienvenidas fundas de almohada!

    ¿Te sorprende esta afirmación? A continuación te la explicamos: las maletas ocupan mucho espacio, y si tienes un armario pequeño, guardarlas dentro puede suponer un problema. Te proponemos que les busques un lugar alternativo (debajo de la cama, por ejemplo).

    ¿Y sobre las fundas de almohada? Meter el juego de sábanas completo dentro de la funda de almohada es una manera práctica de ganar espacio que, además, te permitirá organizar mejor la ropa de cama. Uno de esos trucos de la abuela que conviene desempolvar de vez en cuando...

  4. Dobla la ropa de otra manera

    A veces, el principal truco para una organización de armarios pequeños eficiente es doblar la ropa de otra forma. ¿Un ejemplo? Las camisetas, que dobladas correctamente pueden guardarse incluso en cajones y siempre a la vista.

    Otro truco muy útil en la organización de armarios pequeños es utilizar unos archivadores metálicos para poner toallas pequeñas, pañuelos, calcetines, etc.

  5. Utiliza ganchos

    Los ganchos para colgar son muy baratos y están disponibles prácticamente en cualquier ferretería o tienda de bricolaje. Son útiles para colgar bolsos, chaquetas o el albornoz. Puedes clavarlos directamente en la pared. Verás como con el espacio vertical de tu armario se multiplicará como por arte de magia. 

Otras trucos para organizar armarios pequeños

Otras ideas para organizar tus armarios pequeños (y también los grandes) son:

  • La organización de armarios, pequeños o grandes, te ayuda a ahorrar tiempo en tu día a día. Por lo tanto, lo importante es que mantengas el orden para que tu espacio no se convierta en un "kaos". Dedica a esta labor 5 minutos al día.
  • Además de los trucos anteriores, organiza tu armario atendiendo a tres criterios: lógico (por ejemplo, lo que más utilizas más a mano), práctico y cómodo.
  • Quédate sólo con lo necesario. Comprueba qué es aquello que ya no utilizas o lo que ya no te sienta bien. ¿Y qué hacer con estas prendas? Véndelas por Internet, regálalas a un amigo o dónalas a una ONG.

Ahora que ya tienes estos trucos y nociones básicas en la organización de armarios pequeños, sólo te queda ponerte manos a la obra. Aprovecha del cambio de estación para hacerlo y no tengas pereza en invertir tiempo en ello. A la larga agradecerás el orden y ganar esos espacios que creías perdidos.

En Geteco somos expertos en reformas en Valencia. Tenemos soluciones para todos, también para aquellos que necesitan optimizar al máximo el espacio. Si tienes alguna duda, escríbenos. Estaremos encantados de atenderte.