¿En qué consiste la decoración Wabi Sabi?

El "Wabi Sabi" es mucho más que un estilo decorativo. En interiorismo, este concepto de origen japonés se utiliza para hacer referencia a la "belleza de lo imperfecto, de lo incompleto y de lo mudable", y está a menudo relacionado con la belleza fugaz, la humildad y, sobre todo, las cosas fuera de lo convencional.

Si vas a hacer una reforma integral en tu casa y quieres mantener el encanto del edificio o vivienda, este estilo puede encajar contigo: no tendrás que hacer grandes reformas ni deshacerte de tu mobiliario. Podrás recuperar muebles, objetos, telas y texturas, e incluso reutilizar materiales agrietados y desgastados.

Wabi Sabi, mucho más que un estilo de decoración

Wabi-sabi (???) es un término japonés que describe una visión estética basada en la "belleza de la imperfección" y que a menudo se relaciona con el uso de elementos de aspecto rural o rústico.

Desde un punto de vista filosófico, el Wabi Sabi se relaciona con dos conceptos:

  • Una técnica japonesa denominada "Kintsukuroi", que consiste en la reparación de objetos rotos a partir de la unión de sus grietas con oro.
  • Y el "Tri Laksana" budista, que implica que todo lo que acontece en la naturaleza está sujeto a la insustancialidad del individuo, de la transitoriedad y del sufrimiento.

La mayoría de expertos coinciden en que el Wabi Sabi no puede ser percibido solo como una estética, sino como un estado de ánimo que crea ciertas atmósferas y emociones que trasciende a todos los ámbitos de la vida, incluyendo relaciones, logros y posesiones.

Te puede interesar: ¿Por qué apostar por la decoración rústica?

Según esta definición, el Wabi Sabi es una forma de vivir y de percibir el mundo que encaja conceptualmente con otras como el minimalismo, pues ambas apuestan por eliminar aquellas cosas materiales innecesarias y dejar únicamente las que son esenciales.

Inicialmente, el Wabi Sabi se vio como una forma de apreciación austera y restringida. Con el paso de los años, la decoración basada en esta idea se ha inspirado en el ciclo de la vida y en lo genuino.

¿En qué elementos se centra el Wabi Sabi?

El estilo Wabi Sabi en decoración centra su atención en las grietas, hendiduras y marcas que la climatología y el paso del tiempo deja en los objetos. La mayoría de ellos están elaborados con materiales naturales, que precisamente son los más vulnerables a la intemperie, a la deformación y a la contracción. Por eso, en este tipo de decoración no es raro encontrar manchas en materiales como la piedra o la madera, óxido en elementos de metal o bordes deshilachados en telas y texturas, que otorgan a cada elemento un aire perecedero.

En este sentido, el Wabi Sabi es totalmente opuesto a la estética europea construida a partir de los ideales clásicos, donde la simetría y las proporciones lo eran todo. Aun así, este estilo decorativo no es desordenado: cada elemento se estudia de al detalle para conseguir el equilibrio entre vacuidad, disimetría o simplicidad.

¿Cómo se traduce la filosofía Wabi Sabi en un estilo decorativo?

La decoración Wabi Sabi se caracteriza por ser humilde y sin pretensiones. Una de sus claves es el uso de materiales naturales como madera, piedra, vidrio o cerámica, y los mínimos adornos. Otra clave es acomodar el desorden, fundamental para transmitir serenidad, armonía y equilibrio.

El material estrella es la madera, que aporta calidez y tiene la capacidad para conectar con la naturaleza a la vez que facilita el aspecto rústico y envejecido. La madera se utiliza tanto en los muebles y ventanas como en el suelo.

Te interesa: Maderas para decorar el hogar que están de moda

Muchas veces, en los suelos del estilo Wabi Sabi se apuesta por el hormigón, aunque huyendo de acabados refinados y de tratamientos que aporten brillo "artificial". En los muebles, la madera suele combinarse con metales como el acero.

Entre los escasos objetos de decoración utilizados en el estilo Wabi Sabi, destacan los accesorios artesanales y las plantas, aunque también puedes usar troncos, ramas o palos secos dispuestos en macetas o jarrones.

En las casas Wabi Sabi destacan especialmente los objetos heredados, antiguos y desgastados (vajillas de cerámica, pinturas o libros). Una buena idea si quieres decorar tu casa con este estilo es buscar objetos antiguos o hechos a mano que transmitan el paso del tiempo con solo mirarlos.

Para terminar, no olvides que la luz y el color son fundamentales en cualquier estilo decorativo. La clave en este caso es dejar entrar la luz natural "a raudales".

Respecto a las composiciones cromáticas, deben ser lo más neutras posible, tanto en paredes como en techos y accesorios. Utiliza colores crudos e inspirados en la naturaleza como blancos, tonos arenas, gris piedra o verde olivo, y huye de colores cálidos, estridentes o llamativos.

Otro de los consejos para adaptar tu hogar a la decoración estilo Wabi Sabi es utilizar diferentes texturas en sábanas, almohadas, alfombras o accesorios. Todas ellas deben ser naturales, elaboradas con materiales como el lino, el algodón, la lana o el mimbre.

¿Buscas ideas de inspiración para decorar tu casa? ¿Quieres sacar la máxima funcionalidad a cada espacio? Contacta con nosotros.